Sulfato ferroso para que sirve

El sulfato ferroso es un suplemento de hierro que se utiliza en los pacientes con insuficiencia del mineral en el organismo o diversos tipos de anemia en cualquiera de sus presentaciones.

El hierro, también conocido como fierro, es un elemento químico esencial ubicado en la tabla periódica con el número atómico 26 y cuyo símbolo es FE. Su presencia en el cuerpo es esencial, ya que apoya el crecimiento y desarrollo de las personas.

Si deseas saber para qué sirve el sulfato ferroso, cuáles son sus beneficios y qué pasaría si hay una sobredosis del mismo por disolución, te encuentras en el lugar correcto. Abordaremos cada uno de estos temas y daremos respuesta a las interrogantes señaladas.

¿Qué es el sulfato ferroso?

El sulfato ferroso es un tipo de hierro que se administra a los pacientes con problemas asociados a la anemia, la insuficiencia de los glóbulos rojos o concentraciones bajas de hierro en la sangre. Se considera un tipo de anti anémico que trata las adversidades de la enfermedad.

La anemia es una afección que consiste en la carencia o poca presencia de glóbulos rojos sanos en el cuerpo. La principal función de estos glóbulos es transportar el oxígeno adecuado a los tejidos del cuerpo.

sulfato ferroso

Para combatir la carencia de glóbulos rojos sanos o algún tipo de anemia en cualquiera de sus presentaciones (leve, medio o crítico), se recomienda suministrar suplementos de hierro como el sulfato ferroso.

¿Para qué sirve el sulfato ferroso?

La función principal del sulfato ferroso es transportar el oxígeno a los tejidos del cuerpo y contribuir al incremento de energía en el organismo. En otras palabras, es esencial para tratar los problemas de anemia. Y evitar que la carencia de glóbulos rojos afecte a las personas con estos problemas.

También, el sulfato ferroso combate la insuficiencia de hierro en el organismo, lo que ayuda a subir la hemoglobina de los responsables con la trasferencia de oxígeno a los pulmones. Todo esto gracias a que las propiedades del mineral funcionan para producir más glóbulos en el cuerpo que no podría hacer solo.

Beneficio del sulfato de hierro

El consumo de hierro mediante el sulfato ferroso ayuda a combatir los problemas ocasionados por la enfermedad anémica (cansancio o fatiga). Pero también tiene otros beneficios que vale la pena nombrar, empezando por la mejora del rendimiento físico.

De acuerdo a los especialistas, las personas que han consumido sulfato ferroso diariamente, han visto un incremento considerable en su resistencia deportiva. Cansándose menos y reduciendo la fatiga posterior.

En el mismo orden de idea, administrar sulfato en los pacientes con insuficiencia de hierro ha demostrado resultados positivos en el tratamiento por el trastorno de déficit de atención, incremento de las funciones motoras y ayuda en el desarrollo de los niños.

¿Cómo se administra el sulfato ferroso?

Este suplemento de hierro esencial se puede suministrar a los pacientes mediante tabletas, capsulas recubiertas, líquido oral o liberación prolongada. Se recomienda que se acompañe con los alimentos o se administre antes o después de cada comida.

uso del sulfato ferroso

Contraindicaciones del sulfato ferroso

El exceso de sulfato o el abuso de su uso podrían ocasionar graves problemas como diarrea, vomito, dolor abdominal, fatiga, calambres y dientes manchados.

También se ha demostrado que puede ser tóxico y letal para pacientes cuyo organismo rechaza el suplemento. En caso de presentar alguno de estos problemas, le recomendamos consultar a su médico tratante.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.