Sulfato de potasio

El sulfato de potasio, también conocido como sulfato de potasa, o arcanita, es un compuesto químico cuya fórmula científica es K2SO4. Se emplea en los fertilizantes y es un sólido blanco que es soluble en el agua, donde proporciona un potasio y una rica fuente de azufre.

El potasio es el catión principal, un ion positivo, dentro de las células animales. Mientras que el sodio, por otro lado, es el catión principal fuera de las células animales. Las diferencias de concentración de estas partículas cargadas causan una diferencia en el potencial eléctrico entre el inferior y el exterior de las células, el cual es conocido como una membrana de potencia. El equilibrio entre el potasio y el sodio se mantiene mediana unas bombas de iones en la membrana celular. El potencial de membrana celular creado por los iones de potasio permite que la célula genere una potencial de acción.

Como se nombró anteriormente, el sulfato de potasio ha tenido un gran auge en el negocio de los fertilizantes, con una prensa dividida. Esto principalmente por los problemas que se han tenido con el producto en materia del nitrógeno con el que está basado. Sin embargo, hay que ser capaz de reconocer el gran papel que los fertilizantes han jugado en la producción de alimentos. A  tal punto, que hoy sería imposible no tener una buena plantación sin hacer uso de los fertilizantes. Es aquí donde el sulfato de potasio juega un papel importante como un compuesto inorgánico.

A continuación, hablaremos en detalle sobre uno de los sulfatos más conocidos en el mundo comercial y en la química en general. Así como el sulfato de magnesio, sulfato de cobre y otros más, es necesario conocer cada característica. ¡Acompáñanos!

sulfato de potasio

¿Qué es el sulfato de potasio?

El sulfato de potasio es un compuesto químico que se le agrega comúnmente a la producción  de alimentos como un fertilizante para mejorar el rendimiento y la calidad de las plantas. Esto porque los suelos carecen de suministros adecuados para que el proceso sea esencia.

La mayoría de los fertilizantes que se basan en sulfato de potasio proviene de antiguos depósitos de sal ubicados en todo el mundo. La palabra ‘potasa’ es un término general que se refiere con mayor frecuencia al cloruro de potasio, pero también se aplica a todos los demás fertilizantes que contienen potasio. Como es el caso del sulfato de potasio, cuya fórmula es K2SO4.

El potasio es uno de los nutrientes claves en las plantas, que es donde se distribuye la construcción de proteínas, almidón y azúcares. También estimula la fotosíntesis y controla el flujo de agua que fluye a través de las plantas. Aunque el sulfato de potasio no es la fuente común de potasio en los fertilizantes, sino que cuenta con otros compuestos como el cloruro de potasio, alguna alta gama de frutas y verduras se ven afectadas negativamente por los cloruros. El sulfato de potasio ayuda a que estas satisfagan sus necesidades, sin contar que es una ventaja adicional al contener azufre, que también se requiere en la síntesis de proteínas y otras reaccionas enzimáticas.

Historia del sulfato de potasio

El sulfato de potasio es un compuesto que data sus primeras menciones en el siglo XIV. La primera vez que fue analizado y estudiado fue por Glauber, Boyler y posteriormente Tachenius. En aquél entonces tenía un nombre completamente diferente, conocido como arcanuni o sal duplicatum, que era una combinación poco conocida de sal ácida con una sal alcalina. Es conocido que en el siglo XVII se usaba para fines medicinales, y así se preparó por mucho tiempo.

sulfato de potasio mineral

En la medicina pre-moderna, donde era conocido como arcanum duplicatum, se preparó a partir de un residuo sobrante de la producción de aqua fortis, donde se disolvía en agua caliente, se filtraba y posteriormente evaporaba a una cutícula. Luego se dejó cristalizar y fue empleado como diurético y sudorífico.

Sulfato de potasio en la naturaleza

En su forma mineral, que es la arcanita, encontrar el sulfato de potasio es relativamente raro. Los recursos naturales basados en sulfato de potasio son minerales que abunan en la sal de stassfurt. Estas se describen como cocristalizaciones de sulfatos de potasios y otros, entre los que desacan magnesio, calcio y sodio.

Producción del sulfato de potasio

El potasio es un elemento relativamente abundante en la corteza terrestre, y en la producción de fertilizantes de potasio ocurre en todos los continentes que se encuentran habitados. Sin embargo, el sulfato de potasio rara vez se encuentra en forma pura en la naturaleza. Lo que sí se sabe es que se mezcla naturalmente con sales que contienen magnesio, sodio y cloruro. Estos minerales requieren un procesamiento adicional para separar sus componentes correspondentes. En la historia, el sulfato de potasio se elaboró haciendo reaccionar KCI con ácido sulfúrico.

Sin embargo, las investigaciones posteriores descubrieron que se podía manipular varios minerales de la tierra con la intención de producir sulfato de potasio, siendo el método más común en el mercado. Por ejemplo, los minerales naturales que contienen potasio, se extraen y se enjuagan con agua y otras soluciones salinas para poder eliminar los subproductos y obtener sulfato de potasio.

La industria minera utiliza un proceso similar con la finalidad de conseguir sulfato de potasio del gran lago salado en Utah, estados unidos. Conocido por ser uno de los mayores depósitos minerales subterráneos del mundo.

sulfato de potasio usos

Usos del sulfato de potasio

El potasio es necesario para completar muchas funciones esenciales en las plantas, como activar reacciones enzimáticas, sintetizas proteínas, formar almidón y regular el flujo de agua en las células, así como también en las hojas. A menudo, las concentraciones de potasio en el suelo son demasiadas bajas, por lo que el crecimiento saludable de las plantes se ven comprometidas.

Ante lo anterior expuesto, el sulfato de potasio se presenta como una excelente fuente de nutrición de potasio en las plantas que se pretende cuidar. La porción de potasio en este compuesto químico no es diferente de otros fertilizantes comunes. Pero, también es capaz de proporcionar una fuente de azufre valiosa que se requiere en el proceso de síntesis de proteínas y la función enzimáticas. Al igual que sucede con el potasio, el azufre puede ser demasiado deficiente cuando se trata del crecimiento adecuado de las plantas. Además, se deben evitar las adiciones de CI en ciertos suelos donde este no es muy adecuado,

El sulfato de potasio es solo un tercio saludable, como sucede con el KCI, por lo que no se disuelve tan comúnmente en su adición a través del agua de riego, a menos que haya una necesidad latente de azufre.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.